El riesgo de errar frente a la seguridad de ser herrado

El KIT de supervivencia elmuro de 2012 está dando mucho juego posterior. El envío, a propuesta de mi buen Pedro Antonio García, a varios de sus amigos (muchos vinculados al marketing) ha generado respuestas verdaderamente hermosas y estimulantes. Uno de ellos, Alberto de Zunzunegui, ponía en valor los errores cometidos en la acción, a través de una frase de su padre que criticaba a cuantos en plena crisis se quedaban quietecitos, colgados del Virgencita que me quede como estoy. La frase (perdón por darle publicidad, Alberto) decía así: “Es el momento de equivocarse por hacer y no por no hacer”.

Vamos, que viva el error, que coleccionemos errores, que compitamos en ver quién se equivoca más…, siempre que sea consecuencia de la exploración, del viaje, de la asunción de riesgos, de emprender caminos poco o nada transitados, de la búsqueda de soluciones, y no de la renuncia a buscarlas.

La cultura es, por esencia, ese territorio en el que podemos jugar a descubrir nuevos terrenos de juego, de relación con los públicos, de innovación de contenidos, de riesgo en las propuestas, de modelos diferentes de gestión… Porque la cultura y sus organizaciones no solamente expresan lo que las sociedades hacen, sino lo que sus líderes y vanguardias apuntando al futuro proponen a los demás hacer.

La tendencia que nos consume en  España es el “funcionarismo”, la tendencia a que el culo nos engorde sobre el asiento. Sobrevive la cultura antropológico/laboral de ingresar en una empresa –mejor en un ministerio- y seguir en ella el resto de los trienios, sin crecer, menguando poco a poco. El influjo Bartleby.

Las organizaciones culturales tenemos que echarnos a las espaldas el liderazgo de la innovación, del riesgo, del error salvífico, y contaminar con ello en lo posible al resto. Sea.

(si quieres recibir un aviso en el mail con cada nuevo post, puedes hacerlo escribiendo tu mail en donde pone “Suscríbete”, en la columna de la derecha. También puedes seguirnos dándole al “me gusta” en nuestra página de  facebook)

Leave a Comment

Filed under Inspiración, Reflexión

0 Responses to El riesgo de errar frente a la seguridad de ser herrado

  1. Rosa M

    Muy de acuerdo con tu articulo, probar, innovar, arriesgarse es muy positivo, aunque no hay que confundirlo nunca con la falta rigor.

  2. Absolutamente de acuerdo. Cargar las tintas buscaba destacar la necesidad en estos tiempos de no ampararse en el temor para no avanzar, riesgos y errores incluidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *